Confesión De Una Mujer Dificil

Entre los corazones que pusieron en mis manos
Reconocí pedazos semejante a los míos;
La diferencia es que yo se como recomponer y construir uno mas fuerte
Callo mis burlas por mi historia de entregar mi corazón también ciegamente
Igual que yo, querían escapar la soledad
Culpa mía las palabras románticas vacías
La mentira que esto era para siempre es un peso insoportable

Este corazón que acabo de hacer añicos fue una ves mi salvación;
Luego tuve que destrozarlo cuando mi rescato quiso mi libertad
Quiso que yo lo salvara, yo su Virgencita piadosa y inmaculada
Una mujer intocable y de sueños
Diosa en un altar de ilusiones
En un momento, caí de mi pedestal
Mis alas batieron mi jaula de oro violentamente
Una paloma que no pudo quedarse en mano

Mujer difícil, caprichosa y irresistible
Que vuela sin rumbo, corriendo con el viento
Lloro por mi alma mística
Arrepentida de prometer algo que nunca puedo dar
Este corazón gobernado por solo las estrellas y el amanecer
Un espíritu rebelde, libre completamente
Ya después de tantos años buscando que alguien me haga suya
Aquí estoy, sola
Como lo quise

No me queda mas nada que recorrer el mundo
Buscando solo momentos de éxtasis erótica
En cual mi cuerpo encendido prenda fuego
Encontrando otras llamas con quien bailar
Conociendo las montanas íntimamente
Desvelándome el los bosques secretos
Persiguió solamente la luna, amada y maestra mía
Creciendo y declinando, una y otra ves
Y de repente un hombre salvaje
Casado a la tierra y su propio corazón
Con quien seguir mi legado:
Una hija que tenga la herencia de su madre en su piel
Ella también silvestre y feliz con su propia compañía
Soy yegua negra despachando por la orilla del mar
Nunca regresando a lo que era

Leave a Comment

%d bloggers like this: